Soy Álvaro,

me gustaría explicaros lo que sin ninguna duda está siendo una de las mayores y más enriquecedoras experiencias que estoy viviendo hoy en día, adoptar a Blanco.

Hace muy poquito que vivimos juntos, concretamente desde el 1 de Julio del 2013, fue todo rapidísimo, recuerdo que unos pocos días antes envié un email a SOS Galgos hablando sobre mí y pidiendo información para adoptar, no tardásteis mucho en poneros en contacto conmigo y quedamos en vernos con Anna, concretamente el 1 de Julio. Llegó dicho día, estaba muy nervioso, tenía un poco de miedo a que me dijérais que no podía adoptar ya que vivo solo en un piso…

La entrevista con Anna fue muy bien (desde aquí destacar la gran labor que hace SOS Galgos en particular Anna y Sophie que fueron con quienes tuve relación, tienen toda mi admiración, ojalá hubiera más gente así en este mundo donde vivimos.), fue tan bien que salí corriendo a buscar a mi pareja al hospital -es veterinaria- y fuimos esa misma tarde a casa de Sophie que es quien tenía acogido a Blanco en su casa. Si! Blanco!

Recuerdo cuando Sophie abrió la puerta y apareció él por detrás, un poco tímido, con cara de pena, recuerdo que yo estaba “super” nervioso, entramos dentro y se me acercó a poco a poco, le fui a acariciar y encogió las patitas para que le acariciara, en ese instante me ganó para siempre!! Salimos de casa de Sophie, nos montamos en el coche y fuimos hacia mi casa, una vez allí le prepare el edredón más “gordo” que tenía y el al verlo fue directo a tumbarse.

Poco a poco se ha hecho el rey de la casa, le encanta dormir en el sofá, tumbarse al sol en el balcón, comer, comer y comer, he dicho comer? Pues si! Es un glotón! Pero lo que más le gusta es que le hagas mimitos!! Le encanta! Cuando llego a casa ahí lo tengo esperando, sale corriendo hacia el sofá y se tumba para que le haga mimitos.

Es un perrete muy callejero, le encanta salir a la calle! Huele todas las plantitas que hay a nuestro paso, por las tardes salimos a correr juntos, mejor dicho, yo corro y él parece que vaya paseando, jejeje, con los otros perretes a veces no se porta muy bien, les gruñe o les ladra, sobre todo a los grandes, de los más chiquitines se asusta, aunque poco a poco ya va haciendo amigos.

Blanco es un perro muy cariñoso, siempre te busca para que le hagas caricias y si puede tumbarse a tu lado, a los dos nos encanta ver la tele juntos en el sofá, bueno yo miro la tele, él duerme profundamente, pero me encanta mirarle y ver cómo está tranquilo, feliz, en paz…

Muchas gracias a SOS Galgos por poner a este ser en mi vida, está siendo una experiencia vital!!

Álvaro

Blanco03_620x400

Blanco04_620x400

Blanco06_620x400